Qué es la tecnología Blockchain

Es la pregunta que más está resonando estos días y una de las grandes respuestas a los problemas de la digitalización de las empresas. Sin entrar en complejos tecnicismos podríamos definirlo como una gigantesca base de datos dónde la información, en lugar de estar almacenada en un único servidor, se distribuye en miles de ordenadores diferentes denominados nodos. 

Cada uno de estos ordenadores que conforman la red posee una copia exacta de toda la información que se sube al sistema como registro de cada operación que se realiza en él, siendo así una red de información interconectada, colaborativa pero lo más importante, descentralizada. Ello supone tener un tráfico de datos totalmente seguro e imposible de manipular.

 

¿Quién administra y controla los datos?

Son todos los nodos los que actúan de verificadores. Cada vez que alguien introduce nuevos datos en la red, esta información se transmite a todos los implicados para que la validen individualmente.

Una vez comprobada la operación, se añade a la cadena de forma permanente e imborrable y todos los nodos realizan una copia de la misma en su servidor. De este modo la veracidad y custodia de los datos no depende de un único agente o empresa, sino de cada uno de los eslabones que forman la red de Blockchain. Digamos que es un sistema de red en el que todos son perpetradores y testigos al mismo tiempo.

 

¿Por qué es tan seguro?

Son varias las ventajas que ofrece este sistema, pero queremos destacar 4 principales:

 

  • Transparente: Todo aquello que sucede en la red blockchain queda registrado simultáneamente en cada uno de los nodos y se sella de forma pública, de manera que todos los participantes en el sistema tienen acceso a dicha información.

 

  • Incorruptible: No admite modificaciones a posteriori. Es posible introducir nueva información en el sistema pero no modificar la que ya existe ni eliminarla. No hay un administrador, sino que cada nodo actúa como notario de las transacciones que se realizan en el sistema.

 

  • Fiable: Al ser un sistema compartido, no es necesaria la intervención de terceros para garantizar la veracidad de los datos.

 

  • Privada: Los datos se pueden encriptar en distintos niveles para favorecer la intimidad y el anonimato de los participantes sin comprometer la fiabilidad de su funcionamiento.

¿Quieres ver cómo funciona?

Solicita una demo

La mejor forma de ver cómo funciona un producto es probándolo.

Rellena el formulario para mandarte una muestra de nuestro software y ver cómo responde ante las necesidades de tu empresa.